• afasiactiva

El giro fusiforme: reconociendo el mundo que nos rodea

Actualizado: sep 1

El giro fusiforme es una circunvolución del cerebro (una zona de “pliegues”), que abarca áreas basales del lóbulo temporal y del occipital, en ambos hemisferios cerebrales.


Esta estructura se ocupa de procesar información visual, como la relativa a identificar objetos, reconocer rostros y comprender textos. Además, gracias a que está estrechamente unida al giro angular, que reconoce los colores, resulta de ayuda para establecer la relación color-forma, que determina de qué objeto se trata.


Respecto al lenguaje, parece ser que interviene en el análisis semántico de las palabras, “ubicando” las mismas en el contexto de las oraciones.


Una lesión en esta área daría lugar a un trastorno conocido como prosopagnosia, una incapacidad para reconocer rostros de personas. También, se cree que un daño en la región del giro fusiforme podría provocar sinestesia, que se da cuando se relaciona un estímulo sensorial con otro que no le corresponde (por ejemplo, escuchar una nota musical y asociarla con un color).


En la imagen, se muestra el giro fusiforme y las áreas que se ocupan del reconocimiento de lugares (verde), caras (azul claro), formas (azul oscuro) y formas de las palabras (amarillo).



Autor de la foto: RobinH de English Wikibooks




Páginas consultadas:


https://es.wikipedia.org/wiki/Giro_fusiforme

https://psicologiaymente.com/neurociencias/giro-fusiforme


233 vistas0 comentarios